Ir al contenido principal

El deseo irresistible de dormir

¿Conoces a alguien con excesiva somnolencia diurna? Puede que sufra narcolepsia. Se trata de una enfermedad poco conocida aunque bastante frecuente. 

La narcolepsia está marcada por una sensación de sueño extremo durante el día y hace que el paciente se quede dormido a cualquier hora y en cualquier lugar, esté o no activo. Puede estar en medio de una conversación, comiendo o conduciendo por la autopista. 

Hombre con narcolepsia 
Su diagnostico es muy tardío, los primeros síntomas de la enfermedad aparecen entre los 15 y los 25 años. Este desorden del sueño puede relacionarse con la depresión, la drogadicción y hasta la esquizofrenia. 

Lo cierto es que aún se desconoce su causa. La mayoría de los casos es esporádico, se produce en individuos sin una gran evidencia de ser heredado. Lo que sí se ha descubierto es que en la narcolepsia se produce una pérdida de las neuronas del hipotálamo, región primordial de nuestro cerebro para regular el sueño. 

Mujer dormida en el trabajo
El deseo irresistible de dormir presenta 4 síntomas: una excesiva somnolencia durante el día, sentirse inmovilizado al despertar o al iniciar el sueño y solo poder mover los ojos y respirar; sufrir alucinaciones visuales, auditivas o de presencias, y desplomarse ante la pérdida brusca del tono muscular asociada a una emoción, más conocida como cataplexia. 

La narcolepsia no es una enfermedad mortal aunque las consecuencias pueden ser muy perjudiciales, tanto física como psíquicamente. Tampoco puede curarse pero los síntomas sí que pueden controlarse con tratamiento medicamentoso. Los expertos recomiendan que el paciente haga breves siestas de 15 a 20 minutos durante el día para recomponerse. 

Ataques de sueño en niños 
¿Sabías que en nuestro país hay unas 25.000 personas que sufren esta enfermedad? Aunque se estima que alrededor del 80% estaría sin diagnosticar. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

'Vivir', la canción solidaria de Rozalén y Estopa

'Vivir' es la canción solidaria que Rozalén interpreta junto a Estopa. La letra ha sido compuesta por la artista y recoge testimonios de distintas pacientes con cáncer de mama con las que Rozalén se reunió durante varios meses para que le contaran su experiencia. Todo lo recaudado en plataformas digitales (iTunes y Google Play) por la venta de este tema será destinado a la lucha contra esta enfermedad a través de la Asociación Española Contra el Cáncer. 
El próximo 4 de noviembre, Rozalén y Estopa unirán sus voces en el Wizink Center de Madrid con artistas de la talla de Carlos Baute, Fangoria, Los Secretos, Álex Ubago, Hombres G, Bombai, Marta Soto y Blas Cantó en el quinto concierto solidario que organiza Cadena 100 Por Ellas. Más de 15.000 personas disfrutarán de sus artistas favoritos por una admirable y necesaria causa. 
Vivir

[Estopa]
¿Sabes?, hace tiempo que no hablamos Tengo tanto que contarte Ha pasado algo importante Puse el contador a cero.
[Rozalén]
¿Sabes?, fue c…

El enigma de las zapatillas, el chico y los silbatos

Te propongo un juego, un enigma matemático que hace un par de días compartió el escritor Juan Gómez-Jurado en su cuenta personal de Twitter. ¿Te animas? Venga, va, inténtalo al menos. Es más difícil de lo que parece. Veamos... 

¿Ya tienes la solución? ¿No? Piensa, piensa...

No es 19... tampoco 16...
¿Lo averiguaste? ¡Enhorabuena! (aplausos) ¡Minipunto para ti!
Si no es así, aquí tienes la solución: 
El par de zapatillas vale 10 (una sola zapatilla 5). El chico con silbato al cuello vale 5 (3 del chico y 2 del silbato). El chico vale 3. El par de silbatos 4 (un solo silbato 2).
La solución: 5 + 3 x 2 = 11. 
Las multiplicaciones se realizan antes que las sumas, no hace falta que haya paréntesis.

Los cuatro tipos de amigos

Un joven preguntó a un sabio:  - ¿Cuántos tipos de amigos existen?  - Cuatro-, respondió rotundo.  - Hay amigos como la comida, que necesitas de ellos cada día. Otros son como los medicamentos, que buscas cuando te sientes mal. Hay amigos como la enfermedad, que ellos mismos te buscan. Por último, existen amigos como el aire.  - ¿Cómo el aire?-, preguntó el joven sorprendido.  - Sí, hijo, estos amigos son los que no se ven pero siempre están contigo. 
Moraleja: valora a todos y cada uno de tus amigos pues pueden estar toda la vida o irse más pronto de lo que esperabas.