Ir al contenido principal

Una catedral bajo tierra

La cueva de Pozalagua, situada en el valle vizcaíno de Carranza (País Vasco, España) alberga en su interior la mayor concentración de estalactitas excéntricas del mundo. Tan solo es posible admirar otro caso similar en Australia, aunque no en la misma magnitud. La cueva se descubrió de forma casual en diciembre de 1957 debido a los trabajos realizados en la cantera situada en las proximidades. Después de un proceso de rehabilitación se abrió al público en 1991 para que se pudiera admirar una de las cuevas más impresionantes de España. 

Cueva de Pozalagua
Pozalagua tiene una longitud de 125 metros de largo, 70 metros de ancho y 20 metros de alto. En su interior hay estalactitas y estalagmitas, formaciones de roca que se encuentran dentro de las cuevas. El agua de lluvia que se filtra a través de las rocas y el agua que se evapora dentro de la cueva hacen que el techo esté húmedo, esta humedad vuelve a precipitarse arrastrando algunos minerales que son los que van formando las estalactitas desde el techo y las estalagmitas desde el suelo hacia arriba. 

Estalactitas
Se calcula que estas formaciones crecen de 1 milímetro a 4 centímetros cada 100 años. Es por eso que las estalactitas y estalagmitas que hoy podemos contemplar han tardado miles de años en formarse. Después de muchísimos años, ambas se unen y forman una columna. Pero si hay algo que hace única y exclusiva a esta cueva es la gran cantidad de estalactitas excéntricas que posee. Éstas se crean igual que las estalactitas y las estalagmitas pero en ellas la fuerza de gravedad queda desplazada, por lo que la forma no tiene un eje determinado. Las estalactitas excéntricas son huecas y su formación es extremadamente lenta debido a la alta presión provocada por la ausencia de aire. Aparecen en techos, aunque también en paredes y, ocasionalmente, en el suelo. 

Estalactitas excéntricas
Los colores de estas formaciones van desde el blanco hasta el ocre, dependiendo de los minerales que se encuentran en la roca. En su interior, y a lo largo de todo el recorrido, podemos observar varias salas. La más importante es la sala Versalles, donde se encuentra la mayor concentración de estalactitas excéntricas. Sin olvidarnos de la sala Auditorio, amplio espacio con el suelo formado por pequeñas presas de carbonato que retiene el agua. Su nombre se debe a una de las columnas de la sala que recuerda la figura de un órgano. 

Órgano de la sala Auditorio
En el interior de la cueva también existía un lago que en la actualidad se encuentra seco. La temperatura de la cueva es siempre de 13º C, tanto en invierno como en verano y la humedad alcanza casi el 100%. Por eso se recomienda ir bien abrigados. La cueva abre los fines de semana, puentes y festivos de todo el año y las visitas guiadas requieren de al menos seis personas. Desde que en 2013 fuera elegida como Mejor Rincón 2013 de la Guía Repsol, el número de visitantes no ha dejado de aumentar. Lo cierto es que las voladuras de la cantera provocaron la destrucción de muchas estalactitas y estalagmitas hasta 1976, pero de no ser por esos trabajos no se hubiera descubierto este maravilloso rincón, un tesoro de gran valor natural. 

Cueva de Pozalagua, Mejor Rincón 2013 de la Guía Repsol

Comentarios

  1. Aquí seguro que has hecho de reportero en directo para contarnos las maravillas de esta cueva. Como siempre la Naturaleza nos sorprende con sus bellas e increíbles formas. El ser humano ha creado pinturas, esculturas, arquitecturas excelentes, pero que me decís de los colores del campo en otoño , de los tonos del mar o del cielo al atardecer? Y de las esculturas esculpidas por el viento o el agua? Y de esos impactantes acantilados, cañones o valles en nuestra geografía?
    En fin, de momento me coge un poco lejos, pero en cuanto pueda iré a admirar esa sin duda espectacular cueva y las maravillas que esconde.
    Gracias por tus sugerencias, Iker

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy contigo, la naturaleza es una impresionante caja de sorpresas y ésta bajo tierra es una más.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La ciudad de las estrellas: La La Land

¿Los sueños se cumplen? En la ciudad de las estrellas, sí. Mia (Emma Stone) y Sebastian (Ryan Gosling) son una aspirante a actriz y un músico enamorado del jazz. Tratándose de Los Ángeles, de Hollywood, ambos quieren triunfar en lo suyo pero antes de conseguirlo realizan trabajos menos gratificantes. El musical, que apunto estuvo de llevarse el Oscar a la mejor película por error, acumula muchas anécdotas y secretos. Estos son algunos de ellos: 
1. El título de la película significa soñar despiertos y también es el vocablo utilizado para denominar la ciudad de Los Ángeles por la gran cantidad de aspirantes a artistas que pueblan la ciudad. 
2. La ciudad en la que iba a tener lugar la película era Boston, pero cuando el director se mudó a Los Ángeles quiso reflejar su traslado. 
3. Es la película con más Globos de Oro de la historia, siete. 
4. Antes de este filme, su director, Damien Chazelle, obtuvo tres Oscar por Whiplash en 2014. 
5. Originalmente los actores que iban a interpreta…

Muere lentamente

Muere lentamente
quien se transforma en esclavo del hábito,
repitiendo todos los días los mismos trayectos,
quien no cambia de marca.
No arriesga vestir un color nuevo y no le habla a quien no conoce.

Muere lentamente
quien hace de la televisión su gurú.

Muere lentamente
quien evita una pasión,
quien prefiere el negro sobre el blanco
y los puntos sobre las "íes" a un remolino de emociones,
justamente las que rescatan el brillo de los ojos,
sonrisas de los bostezos,
corazones a los tropiezos y sentimientos.

Muere lentamente
quien no voltea la mesa cuando está infeliz en el trabajo,
quien no arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño,
quien no se permite por lo menos una vez en la vida,
huir de los consejos sensatos.

Muere lentamente
quien no viaja,
quien no lee,
quien no oye música,
quien no encuentra gracia en sí mismo.

Muere lentamente
quien destruye su amor propio,
quien no se deja ayudar.

Muere lentamente
quien pasa los días quejándose de su mala suerte

El Club de Malasmadres

No pueden ni quieren ser madres como las de antes y reivindican olvidarse de sus hijos de vez en cuando para salir, ver a sus amigas, irse de viaje o echarse la siesta. 
El Club de Malasmadres comenzó siendo un blog personal y con el tiempo se ha convertido en una gran red de madres que se definen como "mujer con mucho sueño, poco tiempo, alergia a la ñoñería, con ganas de cambiar el mundo o al menos de morir en el intento". 
Laura Baena, su fundadora, sintió la necesidad de compartir su visión maternal, esa que reivindica un nuevo modelo social de madre que rompe estereotipos.
En pocos años el Club de Malasmadres se ha convertido en altavoz de una generación. Su lucha común: la conciliación. 
Ser mala madre es no anteponer el cuidado de los hijos a cualquier otra cosa, es poder elegir y compatibilizar en lo posible. A las malas madres se les queman las croquetas y no recogen a sus hijos del colegio a tiempo. Son madres que luchan por no perder su identidad como mujer y se r…