Ir al contenido principal

Karlos, el cocinero más famoso de la tele

Es uno de los cocineros más populares de nuestro país desde comienzos de la década de los 90 y pionero de los programas de cocina en televisión. Nada se le resiste a Karlos Arguiñano. El exitoso presentador vasco acaba de celebrar recientemente 1.000 programas en Antena 3, cuya andadura arrancó en septiembre de 2010. A lo largo de estos cinco años ha contado con los consejos nutricionales de Ainhoa Sánchez y de la ayuda de su hermana Eva en la elaboración de los postres. 

Karlos Arguiñano
Son 26 los años que este simpático y dicharachero cocinero vasco lleva en televisión y ha presentado sus recetas tanto en canales públicos como privados. Desde ETB, TVE, Telecinco hasta Antena 3. 

Ainhoa, Karlos y Eva
Lo cierto es que la afición por la cocina le viene desde muy pequeño. Karlos Arguiñano nació el 6 de septiembre de 1948 en Beasáin, Guipuzcoa (España). La minusvalía de su madre y su condición de "mayor de cuatro hermanos" le llevaron a ayudar con las tareas de la casa y era él quien elaboraba los desayunos, las comidas y las cenas para toda la familia. Estudió maestría industrial y trabajó como chapista en la fábrica de trenes de Beasáin. A los 17 años decidió apuntarse a la Escuela de Hostelería del Hotel Euromar de Zarautz, donde coincidió con Pedro Subijana y Ramón Roteta. Tras finalizar sus estudios, trabajó en los afamados y prestigiosos hoteles María Cristina y Londres de San Sebastián y en 1970 participó junto a Arzak, Subijana y Roteta en la "Nueva Cocina Vasca". En 1978 abrió su propio restaurante en Zarautz y en 1996, también en Zarautz, inauguró la Academia de Cocina Alaia. 

Restaurante de Arguiñano en Zarautz
Pero Arguiñano, además de cocinero y presentador, es también un empresario muy popular. Karlos es socio del GAMP (Grupo Audiovisual de Medios de Producción) y su empresa, Bainet, es responsable tanto de su programa de televisión como de sus libros de cocina. Sus recetas gustan mucho por su sencillez y sus comentarios no dejan indiferente a nadie. 

Arguiñano cantando
Karlos no tiene reparo en criticar aquello que no le gusta. Está enfadado por la situación de España, los recortes, los desahucios y reflexiona sobre la crisis y la corrupción. Dice lo que piensa y nunca deja títere con cabeza. A los políticos les ha llamado "gánsters" y "gorileros" de la banca, se alegró de la victoria de Syriza en Grecia y a todo aquel que manga le llama "chorizo", esto incluye a la Infanta Cristina y a Isabel Pantoja. Atresmedia ha decidido cancelar su espacio en más de una ocasión y sustituirlo por programas especiales, tales como la imputación de la Infanta o la salida de Pantoja de la cárcel. Días en los que Arguiñano, ni corto ni perezoso, propuso varias "recetas de chorizo" en su cuenta de Twitter. 

Tuits de Arguiñano sobre la salida de Isabel Pantoja de la cárcel
Tuits recibidos con gran ovación por sus seguidores. No es de extrañar que sus comentarios políticos y económicos triunfen también en YouTube. 


Al margen de su programa, le apasionan la pelota vasca y las motos. Confiesa que si no se dedicara a la cocina le gustaría ser peluquero. De momento, canta, baila y cocina rico rico y para toda la familia. Este magnífico comunicador asegura tener en su mujer, Luisi, el soporte de su gran éxito personal y profesional. Éxito el suyo, que ha logrado que media España sepa cocinar y coma saludablemente. 

Comentarios

  1. Ole!!! Por Argiñaño por su profesionalidad y por ese coraje q aprovechando su peso mediático dice tantas verdades!!!! Esperemos q llege a esas conciencias de los poderosos, confiemos .........gracias por estos relatos q nos enseñan cosas interesantes.... por tu trabajo y tu tiempo, Animo!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Arguiñano es un crack, las cosas como son. ¡Gracias a ti, Mertxe! Un beso grande.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La ciudad de las estrellas: La La Land

¿Los sueños se cumplen? En la ciudad de las estrellas, sí. Mia (Emma Stone) y Sebastian (Ryan Gosling) son una aspirante a actriz y un músico enamorado del jazz. Tratándose de Los Ángeles, de Hollywood, ambos quieren triunfar en lo suyo pero antes de conseguirlo realizan trabajos menos gratificantes. El musical, que apunto estuvo de llevarse el Oscar a la mejor película por error, acumula muchas anécdotas y secretos. Estos son algunos de ellos: 
1. El título de la película significa soñar despiertos y también es el vocablo utilizado para denominar la ciudad de Los Ángeles por la gran cantidad de aspirantes a artistas que pueblan la ciudad. 
2. La ciudad en la que iba a tener lugar la película era Boston, pero cuando el director se mudó a Los Ángeles quiso reflejar su traslado. 
3. Es la película con más Globos de Oro de la historia, siete. 
4. Antes de este filme, su director, Damien Chazelle, obtuvo tres Oscar por Whiplash en 2014. 
5. Originalmente los actores que iban a interpreta…

Muere lentamente

Muere lentamente
quien se transforma en esclavo del hábito,
repitiendo todos los días los mismos trayectos,
quien no cambia de marca.
No arriesga vestir un color nuevo y no le habla a quien no conoce.

Muere lentamente
quien hace de la televisión su gurú.

Muere lentamente
quien evita una pasión,
quien prefiere el negro sobre el blanco
y los puntos sobre las "íes" a un remolino de emociones,
justamente las que rescatan el brillo de los ojos,
sonrisas de los bostezos,
corazones a los tropiezos y sentimientos.

Muere lentamente
quien no voltea la mesa cuando está infeliz en el trabajo,
quien no arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño,
quien no se permite por lo menos una vez en la vida,
huir de los consejos sensatos.

Muere lentamente
quien no viaja,
quien no lee,
quien no oye música,
quien no encuentra gracia en sí mismo.

Muere lentamente
quien destruye su amor propio,
quien no se deja ayudar.

Muere lentamente
quien pasa los días quejándose de su mala suerte

El Club de Malasmadres

No pueden ni quieren ser madres como las de antes y reivindican olvidarse de sus hijos de vez en cuando para salir, ver a sus amigas, irse de viaje o echarse la siesta. 
El Club de Malasmadres comenzó siendo un blog personal y con el tiempo se ha convertido en una gran red de madres que se definen como "mujer con mucho sueño, poco tiempo, alergia a la ñoñería, con ganas de cambiar el mundo o al menos de morir en el intento". 
Laura Baena, su fundadora, sintió la necesidad de compartir su visión maternal, esa que reivindica un nuevo modelo social de madre que rompe estereotipos.
En pocos años el Club de Malasmadres se ha convertido en altavoz de una generación. Su lucha común: la conciliación. 
Ser mala madre es no anteponer el cuidado de los hijos a cualquier otra cosa, es poder elegir y compatibilizar en lo posible. A las malas madres se les queman las croquetas y no recogen a sus hijos del colegio a tiempo. Son madres que luchan por no perder su identidad como mujer y se r…