jueves, 9 de febrero de 2017

El arrepentimiento

¿Te has arrepentido alguna vez de algo? Si es así eres como la inmensa mayoría de los mortales, y es que todos en algún momento de nuestra vida nos preguntamos por qué hicimos determinada acción. Pero, ¿qué es el arrepentimiento? ¿Por qué lo sentimos? El arrepentimiento es el pesar que una persona siente por algo que ha hecho, dicho o dejado de hacer. Se alimenta de esa voz interior que se encarga de juzgarnos. 

La amargura del arrepentimiento
Según un estudio de la British Heart Foundation (la Fundación Británica del Corazón) gastamos 19 minutos al día, hasta dos horas a la semana pensando en estas decisiones. La mayoría de los arrepentimientos tienen que ver con las relaciones personales: familia, amigos y, sobre todo, el amor. Evidentemente, según nos hacemos mayores, tendemos a arrepentirnos más, principalmente de aquello que no hicimos. 

Una enfermera australiana, experta en cuidados paliativos y enfermos terminales, escribió sobre los cinco principales arrepentimientos que tiene la gente antes de morir:

  1. Ojalá hubiera tenido el coraje de hacer lo que realmente quería hacer y no lo que los otros esperaban que hiciera. 
  2. Ojalá no hubiera trabajado tanto.
  3. Hubiera deseado tener el coraje de expresar lo que realmente sentía. 
  4. Habría querido volver a tener contacto con mis amigos. 
  5. Me hubiera gustado ser más feliz.

¿Compartes alguna de estas confesiones? ¿Hubieras tomado otras decisiones? ¿Y si le hubieras dicho que sí a esa persona o hubieras viajado más cuando podías? La situación sería diferente pero, desafortunadamente, el hubiera no existe, por eso no vale la pena malgastar el tiempo y la energía en acciones pasadas. 

Arrepentirse es algo habitual 
Nunca podremos modificar la realidad y el curso de las cosas. Lo hecho, hecho está. Nada va a cambiar. Enfócate ahora en mejorar tu situación. Todo sucede por alguna razón, aprendamos de ello.

4 comentarios:

  1. Hay que dejar el pasado a un lado y centrarse más en el ahora. Como dices tú, Iker, lo hecho, hecho está 🙂

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! El arrepentimiento es un tema muy interesante. Para mí el pasado es como una gran escuela donde puedes aprender de tus aciertos y de tus errores, y para que esa escuela sea efectiva el arrepentimiento es una buena herramienta, siempre que con ella no nos fustiguemos. Está claro que a lo hecho "pecho", pero rectificar es de sabios y aprender de inteligentes. Saludos Iker :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comparto tu opinión. El arrepentimiento puede ayudarnos a reflexionar y cambiar nuestra conducta, pero sin obsesionarse y darle mil vueltas a lo que ya no tiene remedio.

      ¡Gracias por tu aportación, Ángela! Saludos.

      Eliminar