Ir al contenido principal

El juguete antiestrés de moda

Si eres madre o padre, lo conocerás por tus hijos; si eres adolescente, también. Hablamos del último 'boom' que causa furor entre los jóvenes, el 'fidget spinner'. Un juguete antiestrés hecho de plástico que inunda patios y parques. 

El juguete que hipnotiza a los niños
El aparato fue creado hace más de veinte años por una estadounidense. Catherine Hettinger lo patentó en su día, aunque perdió los derechos al no poder seguir pagando la cuota de patentes años después. 

El 'fidget spinner' no es más que un pequeño artilugio que cabe en la palma de la mano. Consta de tres hélices con un centro giratorio para hacer rotar el juguete. 

En países como Estados Unidos y Reino Unido se ha comercializado para la ayuda de pacientes con autismo, déficit de atención, estrés, ansiedad o depresión. Aunque no haya estudios concluyentes, este juguete puede ayudar a reducir la ansiedad y aumentar la capacidad de concentración. 

Tener el 'fidget spinner' es motivo de popularidad en escuelas y parques. Tal es así, que ante la avalancha de aparatos en clase, muchos colegios se han visto obligados a prohibir su uso. Dicen que hace ruido y distrae a los estudiantes. 

Niños con el juguete de moda
Un profesor español se ha pronunciado al respecto en su perfil de Facebook. Denuncia que estamos ante la generación de la sobreestimulación, del no permitir que el niño se aburra un instante. Konrad Vic tiene sus dudas sobre si es bueno para el desarrollo de un menor, aunque cojonudo para el desarrollo económico de la última novedad viral. 


En YouTube aparecen multitud de vídeos con retos absurdos, como poner el 'spinner' a máxima velocidad con un compresor de aire, ponerlo a mil grados, cepillarse los dientes o cocinar con él. ¡Cuidado! Las piezas del juguete salen con facilidad y son peligrosas por el riesgo de asfixia. Johnny, la gente está muy loca. 

Comentarios

  1. Sinceramente eso es para matar el tiempo,no obtienes ningún beneficio,unos se distraen con esto,otros con los moviles, otros con los videojuegos,cada cual mata su aburrimiento como le da pero sinceramente este cacharro lo veo una tontería mas para sacar dinero ...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

'Vivir', la canción solidaria de Rozalén y Estopa

'Vivir' es la canción solidaria que Rozalén interpreta junto a Estopa. La letra ha sido compuesta por la artista y recoge testimonios de distintas pacientes con cáncer de mama con las que Rozalén se reunió durante varios meses para que le contaran su experiencia. Todo lo recaudado en plataformas digitales (iTunes y Google Play) por la venta de este tema será destinado a la lucha contra esta enfermedad a través de la Asociación Española Contra el Cáncer. 
El próximo 4 de noviembre, Rozalén y Estopa unirán sus voces en el Wizink Center de Madrid con artistas de la talla de Carlos Baute, Fangoria, Los Secretos, Álex Ubago, Hombres G, Bombai, Marta Soto y Blas Cantó en el quinto concierto solidario que organiza Cadena 100 Por Ellas. Más de 15.000 personas disfrutarán de sus artistas favoritos por una admirable y necesaria causa. 
Vivir

[Estopa]
¿Sabes?, hace tiempo que no hablamos Tengo tanto que contarte Ha pasado algo importante Puse el contador a cero.
[Rozalén]
¿Sabes?, fue c…

El enigma de las zapatillas, el chico y los silbatos

Te propongo un juego, un enigma matemático que hace un par de días compartió el escritor Juan Gómez-Jurado en su cuenta personal de Twitter. ¿Te animas? Venga, va, inténtalo al menos. Es más difícil de lo que parece. Veamos... 

¿Ya tienes la solución? ¿No? Piensa, piensa...

No es 19... tampoco 16...
¿Lo averiguaste? ¡Enhorabuena! (aplausos) ¡Minipunto para ti!
Si no es así, aquí tienes la solución: 
El par de zapatillas vale 10 (una sola zapatilla 5). El chico con silbato al cuello vale 5 (3 del chico y 2 del silbato). El chico vale 3. El par de silbatos 4 (un solo silbato 2).
La solución: 5 + 3 x 2 = 11. 
Las multiplicaciones se realizan antes que las sumas, no hace falta que haya paréntesis.

Chonis y canis

Los 2000 son sinónimo de música electro, pantalones de campana, pitillos y plataformas, pero también de chonis y canis. ¿Qué es ser una choni? ¿Y un cani? ¿Qué les diferencia del resto? Ambos llaman la atención a kilómetros de distancia y su vocabulario se reduce a las mil palabras, la mayoría malsonantes e inventadas. 
El uniforme reglamentario de una choni es el chándal, de Nike a ser posible. Una choni es una persona hortera de generoso escote que viste colores chillones con estampados llamativos. El abrigo de una choni también se distingue rápidamente del resto. Son gruesos, de color blanco o negro y con capucha esquimal. En su particular vestuario tampoco pueden faltar las plataformas pasadas de moda, los piercings, tatuajes y pendientes de aro. 
El exceso de maquillaje es otro de sus distintivos. Llevan pintada la raya del ojo hasta casi tocar las orejas, labios de color intenso, sombra de ojos hasta las cejas y pestañas postizas. Vamos, que les gusta salir a la calle como el &…