Ir al contenido principal

'Sonrisas y lágrimas' en los Oscar 2015

Es la entrega de premios más importante del año, y por eso los Oscar nunca pasan desapercibidos. La comedia negra de Alejandro G. Iñárritu, Birdman, se hizo con las principales estatuillas (mejor película, director, guión original y fotografía), El Gran Hotel Budapest también obtuvo 4 Oscar, pero técnicos. Boyhood, que también partía como favorita fue la gran derrotada de la noche y tan solo logró un Oscar a la mejor actriz secundaria. Whiplash ganó 3 y El francotirador, The Imitation Game, Selma y La teoría del todo, ganaron una estatuilla cada una. La ceremonia fue conducida por el actor Neil Patrick Harris, que ya había presentado otras entregas de premios, como los Tony o los Emmy. Harris apareció en calzoncillos y fue, sin duda, uno de los momentos más destacados de esta 87 edición de los Oscar. 

Neil Patrick Harris en calzoncillos en el escenario

También hubo espacio para los números musicales. Harris contó con la presencia de Anna Kendrick (Cenicienta en el musical Into the woods) y la extravagante y siempre provocativa Lady Gaga homenajeó a la película Sonrisas y lágrimas en su 50 aniversario. Julie Andrews apareció al final de la actuación y agradeció a la cantante su particular homenaje. Fue una gala llena de discursos reivindicativos. Patricia Arquette, ganadora del Oscar a la mejor actriz de reparto, aprovechó el premio para realizar un discurso muy reivindicativo pidiendo igualdad social y salarial para todas las mujeres en Estados Unidos. 

Patricia Arquette durante su discurso al recoger el Oscar

Sus palabras crearon la ovación del público, en especial de sus compañeras de profesión Meryl Streep y Jennifer Lopez. Pero no fue la única protesta de la noche, Graham Moore, ganador del premio al mejor guión adaptado por The Imitation Game, confesó que a los 16 años intentó suicidarse porque se sentía raro, diferente y no encajaba. Moore se dirigió a esos chicos que creen que no encajan en ninguna parte: "Sigue siendo extraño, sé diferente, sé tú mismo y enséñale este mensaje a la siguiente generación". Las casi cuatro horas de ceremonia dieron para mucho, incluso para hacerse autofotos. 

El selfie de Meryl Streep y Jennifer Lopez

Y los momentos previos a la gala también dieron mucho que hablar, y es que la alfombra roja siempre está en el punto de mira. La ganadora del Oscar a la mejor actriz, Julianne Moore, lució un vestido de Chanel para el que se emplearon 900 horas de trabajo y 27 personas. 

Julianne Moore en la alfombra roja

Emma Stone, Meryl Streep y JLo también lucieron sus mejores galas, y destacó la presencia de Dakota Johnson acompañada de su madre Melanie Griffith. El vestuario de los chicos pasa más desapercibido. La mayoría optó por trajes oscuros y pajaritas, aunque algunos como Adrien Brody eligieron el blanco. Y algunos no aparecieron por allí. Angelina Jolie, Brad Pitt, George Clooney... fueron algunos de los ausentes. Penélope Cruz, Elsa Pataky y Antonio Banderas tampoco acudieron al Dolby Theatre. Han sido los Oscar menos vistos en 7 años, pero nos dejan imágenes y anécdotas para el recuerdo. 

Lady Gaga y Julie Andrews en el escenario

Comentarios

Entradas populares de este blog

'Vivir', la canción solidaria de Rozalén y Estopa

'Vivir' es la canción solidaria que Rozalén interpreta junto a Estopa. La letra ha sido compuesta por la artista y recoge testimonios de distintas pacientes con cáncer de mama con las que Rozalén se reunió durante varios meses para que le contaran su experiencia. Todo lo recaudado en plataformas digitales (iTunes y Google Play) por la venta de este tema será destinado a la lucha contra esta enfermedad a través de la Asociación Española Contra el Cáncer. 
El próximo 4 de noviembre, Rozalén y Estopa unirán sus voces en el Wizink Center de Madrid con artistas de la talla de Carlos Baute, Fangoria, Los Secretos, Álex Ubago, Hombres G, Bombai, Marta Soto y Blas Cantó en el quinto concierto solidario que organiza Cadena 100 Por Ellas. Más de 15.000 personas disfrutarán de sus artistas favoritos por una admirable y necesaria causa. 
Vivir

[Estopa]
¿Sabes?, hace tiempo que no hablamos Tengo tanto que contarte Ha pasado algo importante Puse el contador a cero.
[Rozalén]
¿Sabes?, fue c…

El enigma de las zapatillas, el chico y los silbatos

Te propongo un juego, un enigma matemático que hace un par de días compartió el escritor Juan Gómez-Jurado en su cuenta personal de Twitter. ¿Te animas? Venga, va, inténtalo al menos. Es más difícil de lo que parece. Veamos... 

¿Ya tienes la solución? ¿No? Piensa, piensa...

No es 19... tampoco 16...
¿Lo averiguaste? ¡Enhorabuena! (aplausos) ¡Minipunto para ti!
Si no es así, aquí tienes la solución: 
El par de zapatillas vale 10 (una sola zapatilla 5). El chico con silbato al cuello vale 5 (3 del chico y 2 del silbato). El chico vale 3. El par de silbatos 4 (un solo silbato 2).
La solución: 5 + 3 x 2 = 11. 
Las multiplicaciones se realizan antes que las sumas, no hace falta que haya paréntesis.

Chonis y canis

Los 2000 son sinónimo de música electro, pantalones de campana, pitillos y plataformas, pero también de chonis y canis. ¿Qué es ser una choni? ¿Y un cani? ¿Qué les diferencia del resto? Ambos llaman la atención a kilómetros de distancia y su vocabulario se reduce a las mil palabras, la mayoría malsonantes e inventadas. 
El uniforme reglamentario de una choni es el chándal, de Nike a ser posible. Una choni es una persona hortera de generoso escote que viste colores chillones con estampados llamativos. El abrigo de una choni también se distingue rápidamente del resto. Son gruesos, de color blanco o negro y con capucha esquimal. En su particular vestuario tampoco pueden faltar las plataformas pasadas de moda, los piercings, tatuajes y pendientes de aro. 
El exceso de maquillaje es otro de sus distintivos. Llevan pintada la raya del ojo hasta casi tocar las orejas, labios de color intenso, sombra de ojos hasta las cejas y pestañas postizas. Vamos, que les gusta salir a la calle como el &…